Ruta de Don Quijote: Literatura, patrimonio y naturaleza en un viaje mágico

El hidalgo Don Quijote es conocido a lo largo y ancho del mundo. Su figura alargada, a lomos de su caballo, junto a su fiel Sancho Panza, es una imagen que podemos identificar claramente en nuestra memoria. Una creación literaria que llevó a Castilla La Mancha a millones de hogares a través de las páginas de una de las obras más internacionales de las letras españolas. Y gracias a la Ruta de Don Quijote tenemos la oportunidad de conocer mucho más sobre las tierras que inspiraron sus aventuras y desventuras de la mano de Miguel de Cervantes. Tenemos ante nosotros la oportunidad única de hacer un viaje literario en el que disfrutaremos de 2.500 kilómetros de patrimonio histórico y cultural, naturaleza, costumbres y gastronomía. ¿Te animas a pasar tus vacaciones en España y conocer esta zona?

Los famosos molinos de viento que aparecen en El Quijote

Cinco provincias, 148 municipios

La Ruta de Don Quijote nos adentra en Castilla La Mancha, la tierra de los molinos, atravesando un total de cinco provincias: Toledo, Cuenca, Ciudad Real, Albacete y Guadalajara. El recorrido nos lleva a conocer un total de 148 municipios: sus calles, su patrimonio, sus vistas, museos, gentes, tradiciones, artesanías, fiestas populares y cultura. Una oportunidad servida en bandeja que puede realizarse en diez cómodos tramos, ya sea en coche, andando o en bicicleta.

Si decides llevar a cabo una parte de este recorrido en durante tus vacaciones en España tendrás que elegir entre muchas opciones interesantes. En los 2.500 kilómetros de turismo cultural que componen la ruta completa hay caminos históricos, vías pecuarias señalizadas, cañadas reales, veredas, riberas fluviales e incluso plataformas ferroviarias en desuso. Y es que no sólo se trata de pueblos y ciudades, sino que este recorrido es también una oportunidad única para tener un encuentro con la naturaleza. De hecho, National Geographic la incluye en su Red Mundial de Destinos Sostenibles, dado su compromiso con el Medio Ambiente. Además, los amantes de las aves pueden aprovechar también para hacer turismo ornitológico.

Diez tramos posibles en la Ruta de Don Quijote

Si queremos pasar nuestras vacaciones en España haciendo la Ruta de Don Quijote, tendremos que elegir el tramo que nos resulte más interesante y la cuestión no es nada fácil. Todas las opciones presentan increíbles lugares que visitar, rincones mágicos en los que perderse, museos, castillos y mucho más. Hablamos de algunas de ellas:

  • De Toledo a San Clemente, por El Toboso y Belmonte. Es el punto de inicio de la ruta y tiene como punto a favor que el origen es Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. Aquí el visitante puede contemplar los famosos molinos de viento, una variada arquitectura, plazas y castillos.
  • Desde San Clemente hasta Villanueva de los Infantes pasando por las Lagunas de Ruidera. Aquí se encuentran algunos de los monumentos más importantes de toda la zona.
  • De Villanueva de los Infantes a Almagro y Calatrava la Nueva, el rincón al que Don Quijote se retiró a reflexionar sobre sus siguientes y disparatadas aventuras a emprender.
  • Del Valle de Alcudia al Campo de Calatrava a través de las Lagunas de Ruidera. Un tramo para quienes quieren ver por encima de todo castillos, fortalezas e increíble naturaleza a través de un bosque mediterráneo, manantiales o pastizales.
  • Desde Albacete a Alcaraz y Bienservida, usando una vía de ferrocarril que nunca se llegó a usar. La ruta se adentra en las montañas de la Sierra de Alcaraz. Aquí tienes la oportunidad de alojarte en un hotel en Albacete y conocer la ciudad.
  • De La Roda a Los Campos de Montiel. Uno de sus mayores atractivos es ver los cañones de ríos, como el Júcar, que han dejado la marca de su paso en el paisaje como un recuerdo imborrable.

Y después de ver todas estas opciones, ¿cuál es el tramo que vas a elegir si decides venir a pasar unas maravillosas vacaciones en España?

Author description

sidorme-user

About the author: